Share on Facebook0Tweet about this on TwitterGoogle+0Pin on Pinterest0Email to someone

La ciudad marroquí de Asilah, que se encuentra a solo 30 km de Tánger, es un paraíso: sus playas son kilómetros de arena fina y agua transparente. Darse un baño y después saborear un delicioso tajine de pescado o unas sardinas asadas en la misma playa puede ser una experiencia auténtica e inolvidable. 114406722-2 Esta preciosa población ha atraído a los fenicios, griegos, cartagineses, romanos, portugueses y españoles (la Corona española la convirtió en una fortaleza entre los siglos XV y XVI). Conserva la seducción propia de la mezcla de culturas: murallas del siglo XV que rodean la ciudad, edificios de la época del protectorado español próximos a la medina, casas blancas, bulliciosos puestos de mercado… la cultura y el arte irradian por todos los rincones. 153751614 Y en verano se celebra el prestigioso Festival Internacional de Asilah al que acuden artistas e intelectuales de todo el mundo. Hay conciertos, música en directo, teatro, conferencias, exposiciones, concursos de fotografías… y un sinfín de actividades divertidas e interesantes para disfrutar de una estancia agradable en esta ciudad marítima. Asilah es un destino excelente. Ofrece cultura, historia, playas y hospitalidad. Esta ciudad de casitas blancas, pescadores y gente encantadora es un lugar perfecto para desconectar de las preocupaciones, para vivir unas maravillosas vacaciones. ¡No os la perdáis!